martes, 5 de diciembre de 2006

No pido mucho...

No demano gran cosa... el poema original lo escribió también Miquel Marti Pol. Conocí este poema en la canción de Kiko Veneno del disco aquél de finales de los setenta. (Sigo con los recuerdos esta noche). Un texto genial, una exigencia algo más que razonable:

No pido mucho
poder hablar sin cambiar la voz
caminar sin muletas
hacer el amor sin que haya que pedir permiso
escribir en un papel sin rayas.

O bien si parece demasiado
escribir sin tener que cambiar la voz
caminar sin rayas
hablar sin que haya que pedir permiso
hacer el amor sin muletas.

O bien si parece demasiado
hacer el amor sin que haya que cambiar la voz
escribir sin muletas
caminar sin que haya que pedir permiso
hablar sin rayas.

O bien si parece demasiado…

(Aún me parece oir la voz y las guitarras).