jueves, 18 de enero de 2007

Perdedores y ganadores...

Siempre me llamó la atención cuando el matoncillo de turno en las películas americanas decía eso de:

- ¡Déjalo, es un perdedor!

(Lo que solía salvar al héroe de la película de que terminaran de masacrarlo con una paliza múltiple o algo así).

Gracias a un test, ahora, puedo saber cuánto tengo de perdedor... ¿Indica eso el riesgo que tengo de ocupar el lugar del héroe disminuido y paliceado en la película de la vida? ¿Indica eso si la película de mi vida es serie A o serie B? No lo sé (ni me importa), pero me he divertido haciéndolo. Y el resultado no es demasiado malo (algo cool, sólo un 37 % de perdedor):