miércoles, 20 de junio de 2007

Urbanas, movimiento.

Se mueven las paredes, los parques, se mueve el río, se mueve el mobiliario y los enseres, se mueve el suelo y el techo, se mueve el agua por las tuberías y el gas por los quemadores, se mueve el gel de baño y ducha que sale por la boquilla fina del bote de gel...

Se mueve el aire, se mueven las nubes y la humedad que permite que, a veces, respiremos de nuevo.

Lo que se queda quieto se cubre de moho y de pintura, recibe el saqueo de los conquistadores de la nada. Lo que no se mueve queda expuesto a la inclemencia de los ciudadanos...